lunes, 27 de febrero de 2012


Saben de mi, solamente lo que yo he permitido
solo un boceto de lo que soy
una sombra desdibujada
un personaje que mil veces se ha colocado la careta sonriente
para ocultar lo que siente.
Conocen de mi... tan solo el nombre
y la sonrisa
la forma de arquear la ceja cuando algo me molesta
y la aparente frialdad con la que me manejo.
Me juzgan de desalmada
me etiquetan de rencorosa,
me dicen cuanto he cambiado
sin saber por todo lo que he pasado.
Muchos podrán saber mi nombre
pero jamás mi historia;
no han caminado mis caminos
tantos, que en ocasiones olvido el destino.
No han curado mis heridas,
aquellas causadas por quien mas he confiado,
No han  llorado mis penas...
enjugado mis lágrimas amargas
ahuyentando noches de tristeza.
No han sufrido mis derrotas
ni ganado mis victorias
estas pocas victorias en esta guerra que es mi vida.
Muchos señalan solamente mis errores,
sin ver que los suyos son aun mayores;
juzgando mi nueva forma de ser
sin ver que son la causa de dicho cambio
que "todo por servir se acaba"
y que hasta el corazón mas noble se cansa de ser lastimado.
Saben mi nombre, pero no mi esencia
saben mis frases, pero no mi palabra
saben de mi risa, pero no de mis alegrías
saben, tal vez, de mi llanto... pero jamás de mis penas
solamente cuando se metan debajo de mi piel
podrán sentir lo que siento
y solamente así
podrían juzgar lo que soy.
Vicky Arizpe (Sayuri)
© Copyright
(derechos reservados)


jueves, 23 de febrero de 2012

Pesadillas infantiles.


Hubo una vez un tiempo de oscuridad,
 donde las pesadillas infantiles
volvieron para convertirse en realidad
invitando al miedo a abrazar este cuerpo débil
y a la melancolía a acuchillar al espiritu...
mutilando, dañando
llegando a la medula del valor
dejándolo herido.
Peor que Dorothy de los viejos cuentos,
perseguida por la bruja del sur
una legión de cuervos se lanzaron al ataque,
esas aves de rapiña se instalaron en este mundo
bautizados con los nombres:
rencor, mentira, orgullo y soberbia.
Aves negras revoloteando
con picos y garras afiladas
queriendo arañar mi fé
causando lesiones dolorosas
las cuales tardaran en sanar...
aves terribles que han salido de una jaula conocida,
de un lugar que creíamos seguro.
Rapiña gritando y escupiendo veneno
lacerando... intentando matar el alma.
Enemigos declarados, 
 contra los cuales la mejor defensa es la piedad
el mejor escudo es el amor...
donde no hay más contraataque que la pena
y ese mismo gesto infantil que siempre odiaron
Enemigos que  se debilitan cuando dejo de escucharlos
cuando sonrío a pesar de todo
rencor, mentira, orgullo, soberbia...
disparados y derrotados despues de una batalla
regresando a empobrecer mas al que los entrena
aunque no de felicidad al quien los ha vencido.
Vicky Arizpe (Sayuri)
© Copyright
(derechos reservados)



miércoles, 22 de febrero de 2012

Réquiem.


Hoy no hay las fantasías que me hagan volar
por que la realidad superó a la ficción
y el dolor me ha cortado las alas
dejándome anclada al suelo, sin fuerzas
donde resisto hasta sanar,  
para poder ponerme nuevamente  de pie...
aunque el daño es permanente y quedaré lisiada.
En esta maldita realidad donde la traición se clava
e infecta la herida carcomiendo por dentro
donde de nada valió la entrega
donde fue inútil el cariño...
Antes pensaba que lo peor que podía pasar
era ser suspicaz,  vivir siempre con recelo
y comprobé que no es nada
comparado a la certeza de quien amas no tenga certidumbre de  ti
en que de nada sirven tus palabras
tus acciones
tu dedicación,
ni el apoyo y el tiempo compartido...
pero así es este mundo que marcha al revés.
En esta realidad, donde pesa mas el graznido de los cuervos
(siempre envidiosos del grano que otros gozan)
martillando los oídos de alguien crédulo
que el débil trino de un ruiseñor que siempre lo acompaño
donde las palabras mas hirientes que puedes escuchar
son "no confío en ti"
y tienen tal fuerza...
tal impacto
que sientes como se desmorona tu mundo
y se rompe tu alma
escuchando ruidos de cristales caer,
desechos irreparables.
No hay nada peor que quien amas te vea con recelo,
 después de eso los días siempre son oscuros
y  la música se transforma en un réquiem
dándole sepultura a los recuerdos
y se asiste al funeral de lo que uno fue....
y nunca mas volverá a ser
Vicky Arizpe (Sayuri)
© Copyright
(derechos reservados)


viernes, 17 de febrero de 2012

Realidad alterna


Nuevamente... y como siempre
mi mente utópica viajando entre sueños
acompañada por  el sonido de tu voz y tu recuerdo
cruzando esa ligera frontera entre la realidad y la ilusión
entre la sensatez y el deseo
y es que esta fantasía me abriga
me da calor
y me invita a seguir soñando...
y a seguir luchando
a seguir confiando que mis sueños del hoy
 serán mis realidades del mañana
creyendo que el destino sera generoso
escribiendo para mi lo que tanto deseo..
pero que aún esta en el tintero de la vida.
Nuevamente viajando a esa realidad alterna
a ese universo paralelo
donde la vida siempre es justa
y el amor es eterno;
donde no hay otro lugar mejor para habitar que entre tus brazos
y no hay mejor néctar que tus besos,
mejor abrigo que tus caricias
donde nuestra piel es tan solo una extensión de los sentimientos
gritandose en cada poro, en cada centímetro de cuerpo
el verdadero sentido del amar.
Ese universo paralelo donde los amantes no lloran por ausencias
por que no hay distancias
y donde duermes noche a noche
fundido a mi piel .
Vicky Arizpe (Sayuri)
© Copyright
(derechos reservados)

jueves, 9 de febrero de 2012

Mi reflejo.


Ella...
la que se refleja cada mañana al espejo,
carente de poses y de maquillajes
y que antes de la ducha visita la cocina...
corriendo por el vicio del café para despertar!;
la que solamente hace una coleta , por que jamás aprendió
el difícil arte de arreglarse el cabello;
la que vive enfundada en jeans
y aunque haya sol tiene los dedos fríos...
Ella...
la que sonríe en la calle y saluda a los extraños
la que llora con cualquier tontería
y ve una y otra vez la misma película,
la que ama la música
sobre todo las canciones tristes...
esas que se cantan para no olvidar
aunque sea desafinadamente;

la enemiga del silencio,
la coleccionista de risas,
la imprudente... por  hablar las cosas siempre de frente
diciendo lo que se piensa ,
aunque a veces,  sin pensar bien lo que se dice.
Esa mujer con la cabeza llena de fantasías
y con la boca llena de miel
la que aburre con sentimentalismos

la que marea con su verborrea;
la tonta,  que a pesar de las derrotas
y de todas las heridas
sigue creyendo en la gente...
Ella;
la que a veces es vencida por el orgullo
y que siempre intenta jugarle al villano
tratando de cargar rencores...

 que le desaparecen en segundos
la viseral... la sanguínea
donde todo pasa primero por su corazón
y después por su razón...
la que es un desorden andante.
Ella,
la que no sigue dogmas,  pero se aferra a sus creencias;

la que ríe a carcajadas,  aunque la gente la mire con recelo;  
la que  llora en silencio ...por no preocupar a nadie
la que guarda sus dolores bajo llave.
Esa mujer: la curiosa, la  obsesiva,
la de arranques infantiles cuando siente una molestia
y evita hablar enojada por su falta de prudencia,
la adicta al amor y a la locura;
la que prefiere una charla acompañada de café
a una noche de rumba...
la que tiene mil defectos
y carga con mil errores del pasado;
la que a veces es insegura en su accion,

como ratón con miedo,
pero que de su sentir...  jamás duda...

Esa demente y rebelde
esa que nunca es un ángel
pero que se muestra cual es...
Ella es mi reflejo
y me muestra lo que soy.
Vicky Arizpe (Sayuri)
© Copyright
(derechos reservados)

miércoles, 8 de febrero de 2012

Amando a la nada.


Amando a la nada...
 persiguiendo ese amor que nunca llegó,
filtreando con cariños extraños;
dejando pedazos de alma en cada uno de esos amores.
Amor infantil,  creyendo en historias rosas
de sueños y de suspiros al aire...
Amor travieso,  que provoca y huye
amor de nube, que atrape un día entre las manos;
que  lo tejí con ilusiones y  le zurcí retazos de ternura...
Amor moldeable,  que le di forma con mis dedos
y lo adorné de mimos;
amor que vistió mis soledades
con el que confeccione un traje 
y lo coloque como disfraz a un extraño.
Amor idealizado, que deja huella
que pisa fuerte y lo convertí en zapatilla de cristal
que a nadie jamás calzó...
Amor estúpido de besos al aire
de abrazos a la almohada y de suspiros a la noche
cariño de rezos perdidos...
Amor que imagine tan grande
y  en realidad era tan disminuido.
Amor mudo,  del que esperaba palabras
Amor cegado que camina sin rumbo
Amor perfecto,  que vive solo entre sueños
amor inexistente.. que aún  esperan mis besos;
aunque pase el tiempo...
y yo siga acompañandome con la soledad
añejandome en el anhelos...
y  destinándole mis versos
Vicky Arizpe (Sayuri)
© Copyright
(derechos reservados)

martes, 7 de febrero de 2012

Amantes de media luz.


Sábanas blancas y oscuridad en la habitación
el brillo en tus ojos reflejado en mis pupilas
basta para encender la chispa
pasos de gato... sigilosos, despacio
en cada centímetro que se merma la distancia
el aliento se hace cada vez mas penetrante
cálido, suave
acompañado de susurros al oído
de labios entreabiertos rozando el rostro
dedos ligeros despojándonos de ropas
y de prejuicios
cuerpos aguijoneados por los furtivos rayos de luna
que se cuelan en la penumbra
buscando ser participes también de este encuentro.
Noches de media luz
de manos explorando el terreno de la piel
masas de carne entrelazadas
agitadas y convulsas
vibrando al ritmo de las dulces quejas del amor
cuerpos fundiéndose
abrasados por el calor que consume hasta los miedos
néctar de dioses derramándose
llenando la alcoba de fragancias salinas
de abrazos y de murmullos tiernos
cuando retorna la calma.
Vicky Arizpe (Sayuri)
© Copyright
(derechos reservados)