domingo, 8 de septiembre de 2013

Transmutación.



Sigo persiguiendo sueños...
 atrapando fantasías, 
con la delicada red
de la caricia palpitante
que dejaste en mi piel
y el recuerdo de un beso...
Tu beso, que entre mis labios
ha mutado en voz
voz silente que grita un te quiero,
voz que reza
repitiendo como mantra
las letras de tu nombre
invocando tu presencia.
Mi voz... que se ha convertido en suspiro
volátil, libre...
Suspiro persiguiendo la esperanza
de un futuro entre tus brazos,
de mi piel entre tus dedos,
de un dormir en tus pupilas,
de un perecer en tu cuerpo...
y resucitar de nuevo 
en otro beso. 

Vicky Arizpe B. (Sayuri) 

5 comentarios:

  1. Lo de repetir un nombre como un mantra me paralizó por un instante. Tu poema es contundente, con fuerza y clima de torbellino.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Navegante, que gusto que te agrade. Un abrazo!

      Eliminar
  2. Mientras se pueda resucitar de un beso, nada será tan malo.

    Besos dulces y feliz semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al contrario Dulce...mientras ese ciclo de morir en una piel y renacer en ella misma con esperanza exista, es que existe amor! Besos para ti!

      Eliminar
  3. bonito blog y profundas palabras felicidades viki

    ResponderEliminar